Consejos

¿Qué es la narcolepsia? Consejos para pacientes

La narcolepsia es el gran desconocido de los llamados trastornos del sueño, pero no por ello menos frecuente. Se calcula que en España entre 3 y 5 habitantes de cada 10.000 padecen esta enfermedad, y se presupone que sólo el 5% está diagnosticado y tratado correctamente.

La narcolepsia es un trastorno que produce una excesiva somnolencia durante el día,la alteración del sueño por la noche y manifestaciones alteradas de la fase REM del sueño.

Es evidente que estos ataques repentinos de sueño afectan en gran medida la vida cotidiana de los afectados. Los pacientes se pueden quedar dormidos en el trabajo o en clase, manteniendo una conversación, comiendo, o más peligroso, mientras están conduciendo o manejando maquinaria pesada. Aparte de la excesiva somnolencia durante el día, el otro gransíntoma de la narcolepsia es la cataplexia, que consiste en repentinos episodios de debilidad musculoesquelética bilateral causada por emociones fuertes.

Hablamos de una enfermedad crónica, pero se puede controlar con medicación y hábitos saludables. A parte del tratamiento farmacológico, se recomiendan una serie de medidas que te ayudarán si sufres de narcolepsia:

  1. Modifica tu rutina de sueño

    Acuéstate y levántate a la misma hora todos los días, y procura dormir entre 7 y 8 horas diarias. Para luchar contra la narcolepsia es muy recomendable tener un patrón regular de sueño. De esta manera tu cerebro trata de regularizarse, obligándose a dormir sólo por esas horas por la noche.

    Además, planificar siestas regulares durante el día ayuda a controlar los patrones de sueño y vigilia. Estas siestas no deben durar demasiado tiempo, entre 20 y 30 minutos es suficiente, si no hará que no puedas conciliar el sueño por la noche.

  2. Modifica tu dieta

    Evitar el café y el tabaco también ayuda a mejorar los síntomas, dado que estas son estimulantes. Los refrescos, algunos tés, bebidas energéticas, chocolate y chicles de nicotina o parches, se deben evitar tanto como sea posible.

    Por otra parte, el alcohol es considerado como un sedante, proporciona una sensación de sueño que puede aumentar aún más el sueño que induce la propia enfermedad.

    Consume comidas pequeñas con frecuencia, así se utilizará menos energía para la digestión, por lo tanto, el cuerpo podrá relajarse y dormir.

    Consume más proteínas. Este nutriente ayuda en la reparación de las células desgastadas en el cuerpo y proporciona energía.

  3. Mantén un ambiente cómodo

    Mantener un ambiente cálido, relajante y libre de ruido en el dormitorio puede hacer que sea más fácil conciliar el sueño y permanecer dormido.

  4. Realiza ejercicio físico

    Realizar ejercicio ayuda a reducir los episodios de sueño durante el día. Este ejercicio no se debe hacer antes de ir a la cama, si no más o menos 5 horas antes de acostarse, con una duración aproximada de 20 minutos.

    Justo antes de ir a dormir, es recomendable realizar actividades que relajen, como leer o tomar un baño caliente para aliviar la tensión y permitir al cerebro relajarse.

  5. No ocultes tu trastorno

    Informar al entorno puede ayudar a los demás a comprender mejor la enfermedad y la condición del paciente, y así ayudarle en lo que necesite.

Infografía: 5 consejos sobre higiene del sueño para pacientes de narcolepsia

Hay 4 comentarios. Déjanos el tuyo.

*campos obligatorios